¿Sirven las prácticas como experiencia profesional? ¿En qué apartado del currículum vitae se ponen las prácticas? si tienes eres primerizo en el mundo laboral y tienes dudas acerca de cómo incluir las prácticas en el currículum, sigue leyendo, a continuación te desvelamos las mejores recomendaciones para resaltar esta información en tu hoja de vida laboral.

La importancia de añadir las prácticas profesionales en el CV

Las primeras experiencias laborales suelen ser becas o prácticas que forman parte del aprendizaje, ya sea en una persona recién graduada o durante los últimos años de universidad. Por este motivo, es importante poner el período de prácticas en el currículum, dado que es un tipo de experiencia más que puede aportar valor a tu candidatura.

Generalmente las prácticas profesionales están relacionadas con la formación profesional se trata de una serie de meses en los que se realiza un programa de prácticas en una empresa para acabar de aprender un oficio concreto.

La experiencia formativa es un elemento más que no puede faltar en tu hoja de vida laboral, en especial si estás usando una plantilla de currículum de estudiante o estás buscando tu primer empleo. La inexperiencia puede ser un punto débil en un CV sin embargo, se puede compensar esa falta de experiencia con las prácticas laborales.

Claves para añadir el periodo de prácticas en el currículum vitae

Consejos para incluir el periodo de prácticas en el currículum

No olvides que si te presentas a una oposición o una bolsa de empleo las prácticas suman puntos, así que si quieres conseguir una entrevista en el sector privado ¿por qué no incluirlas? También puedes incluir las becas en CV, debido a que es una experiencia interesante para las empresas que pueden contratarte y demuestra que eres una persona con un buen currículum académico. Sigue leyendo y descubre los mejores consejos para añadir el periodo de prácticas en el CV.

Añadir las prácticas en el CV ¿sí o no?

En un currículum sin experiencia profesional es vital destacar el período de prácticas profesionales, a pesar de no tener un gran peso como experiencia laboral, en un perfil Junior deben valorarse, resalta lo que has hecho en tu día a día durante esa experiencia y las habilidades adquiridas.

Por otro lado, si eres mayor de 50 años en CV tendrás una gran trayectoria profesional, por ello incluir las prácticas de empresa en el momento en el que empezaste a trabajar sino fue en una gran empresa no es esencial. En caso de ser una empresa con peso en el sector puedes incluir una descripción de la empresa.

Cómo poner en el currículum las prácticas laborales

Si te cuestionas cómo o dónde poner las prácticas profesionales en el currículum has de saber que lo recomendable según los expertos en RRHH es que se incluyan después de la formación académica como parte de la experiencia profesional detallando la duración y el puesto de empleo, así como las tareas principales. No añadas las prácticas laborales en el CV junto con los cursos o la formación.

El tema cambia cuando se trata de un candidato que ha trabajado como becario y que además tiene alguna experiencia laboral más allá de las prácticas. En estas circunstancias puedes elegir entre añadir las prácticas como un subapartado de la experiencia profesional o dedicarles una sección dentro de las estructura del currículum seguido de de la experiencia estrictamente laboral.

Cómo las prácticas pueden aportar valor a tu CV

Llegados a este punto es normal que te preguntes cómo poner que has sido becario en el CV, puedes poner “becario”, “prácticas” o “estudiante en prácticas” o “beca con el nombre de la empresa”. La descripción de las becas o prácticas en el currículum debe ser la que más se adecue a tu experiencia en dichas fechas. En este punto debes pararte y reflexionar cuáles son los mejores palabras clave para tu CV y que pueden mejorar tu candidatura.

Dónde poner las prácticas en el CV

Por otro lado, puedes incluir el número de horas de prácticas realizadas, dado que no todas tienen la misma duración, no es lo mismo realizar 300 horas en 4 meses que en 6 meses.

En caso de tener varias prácticas laborales en el CV debes añadirlas en orden cronológico inverso para que el entrevistador encuentre la información más actual al principio.

Es importante redactarlas de manera que aporten valor a tu perfil y al puesto de empleo que deseas adquirir siempre dejando claro que son una prácticas profesionales. No olvides mostrar en la entrevista que eres una persona activa y con ganas de trabajar.

Es esencial mostrar la diferencia entre la experiencia en prácticas y la profesional en especial cuando se puedan cruzar en el tiempo.

Si te han contratado después de una prácticas deberías destacarlo en tu CV y si es así diferencia claramente el periodo de prácticas en el CV y el periodo en el que has sido contratado como profesional y no como becario.

Además en las referencias puedes incluir a tu tutor de prácticas por si alguna empresa se interesa por tu candidatura y quiere contactar con esa persona. Por otro lado, puedes incluir en los documentos anexos el certificado de prácticas para demostrar que esa información es verídica.